contador de visitas

Toda persona que no obedece el evangelio, por ser pecador, quedará eternamente separado de Dios, Claro está,  después del Juicio (2 Tes 1:7  y a vosotros que sois atribulados, daros reposo con nosotros, cuando se manifieste el Señor Jesús desde el cielo con los ángeles de su poder, 8- en llama de fuego, para dar retribución a los que no conocieron a Dios, ni obedecen al evangelio de nuestro Señor Jesucristo; 9-Los cuales sufrirán pena de eterna perdición, excluidos de la presencia del Señor y de la gloria de su poder;)

 

 

El Juicio del Señor será justo, porque él ha dado todas las condiciones y el tiempo (toda una vida) para poder ser salvos.

!Obedecer al evangelio es necesario!

 Por que Dios juzgará a todos con justicia (Hch 17:30-Pero Dios, habiendo pasado por alto los tiempos de esta ignorancia, ahora manda a todos los hombres en todo lugar, que se arrepientan;31- por cuanto ha establecido un día en el cual juzgará al mundo con justicia, por aquel varón a quien designó, dando fe a todos con haberle levantado de los muertos ; Rom 14:22-¿Tienes tú fe? Tenla para contigo delante de Dios. Bienaventurado el que no se condena a sí mismo en lo que aprueba.; 2 Cor 5:10 Porque es necesario que todos nosotros comparezcamos ante el tribunal de Cristo, para que cada uno reciba según lo que haya hecho mientras estaba en el cuerpo, sea bueno o sea malo.).

Hay dos razones por las que quizás podria no haber ya más tiempo para ser salvos;

1) La muerte física (He 9:27) Y de la manera que está establecido para los hombres que mueran una sola vez, y después de esto el juicio,, y ....

2) por el regreso de Jesús

(2 Ped 3:10-Pero el día del Señor vendrá como ladrón en la noche; en el cual los cielos pasarán con grande estruendo, y los elementos ardiendo serán deshechos, y la tierra y las obras que en ella hay serán quemadas. 11- Puesto que todas estas cosas han de ser deshechas, ¡cómo no debéis vosotros andar en santa y piadosa manera de vivir, 12-esperando y apresurándoos para la venida del día de Dios, en el cual los cielos, encendiéndose, serán deshechos, y los elementos, siendo quemados, se fundirán! 13- Pero nosotros esperamos, según sus promesas, cielos nuevos y tierra nueva, en los cuales mora la justicia.14- Por lo cual, oh amados, estando en espera de estas cosas, procurad con diligencia ser hallados por él sin mancha e irreprensibles, en paz.).

Estos eventos tienen en común que:

(1) son hechos seguros (la muerte física llegará a todos, tarde o temprano; y la Segunda venida de Cristo no ha ocurrido  solamente por la paciencia de Dios, 2 Ped 3:9 "El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento".;  y ...

 (2) pueden ocurrir en cualquier momento (Stg. 4:13-¡Vamos ahora! los que decís: Hoy y mañana iremos a tal ciudad, y estaremos allá un año, y traficaremos, y ganaremos;

 

14-cuando no sabéis lo que será mañana. Porque ¿qué es vuestra vida? Ciertamente es neblina que se aparece por un poco de tiempo, y luego se desvanece.).  

Por eso.- ! El tiempo más oportuno para ser salvos es, ahora!:

 

 “He aquí ahora el tiempo aceptable; He aquí ahora el día de salvación” (2 Cor  6:2- Porque dice: En tiempo aceptable te he oído, Y en día de salvación te he socorrido. He aquí ahora el tiempo aceptable; he aquí ahora el día de salvación. ).

Piense que hoy podría ser su última oportunidad para obedecer al evangelio!:

Y entre más tiempo el pecado domine en su corazón, más difícil será para usted obedecer a Dios (He 3:13- antes exhortaos los unos a los otros cada día, entre tanto que se dice: Hoy; para que ninguno de vosotros se endurezca por el engaño del pecado.).  En el Nuevo Testamento la salvación siempre fue predicada como un asunto urgente.

Cada persona que entendió la verdad acerca de cómo ser salvo, y fueron sinceros, obedecieron inmediatamente al evangelio (Vea ejemplos de conversiones en el libro de Hechos; Hch 2:37; 8:12; 35-38; 10:47-48; 16:32-33; 18:8) 

Si usted no ha obedecido a un plan de salvación del  evangelio!:

 , usted no ha sido perdonado de sus pecados, por lo tanto, usted todavia no es salvo. Entonces, la pregunta de Ananías a Saulo es también para usted: “¿…por qué te detienes? Levántate y bautízate, y lava tus pecados, invocando su nombre” (Hechos 22:16)

 

 El Señor le está invitando (Ap 3:20-He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo. ; Isaías 55:6-Buscad a Jehová mientras puede ser hallado, llamadle en tanto que está cercano.7-Deje el impío su camino, y el hombre inicuo sus pensamientos, y vuélvase a Jehová, el cual tendrá de él misericordia, y al Dios nuestro, el cual será amplio en perdonar.),

           

   ¿Quiere usted responder hoy?

Escribir comentario

Comentarios: 0